Las apuestas en póker son necesarias para el buen funcionamiento de este juego de cartas tan emocionante. Incluso si estamos jugando entre amigos y no se quiere apostar dinero real, es imprescindible que se tengan fichas de juego para que de esta manera se pueda jugar al póker con mucha más emoción, puesto que es una parte en la partida que se hace necesaria y que si no estuviese, el juego perdería mucho de su diversión.

Las formas de apostar en póker son muy diversas y es por eso que hemos decidido hacer para ti una guía completa en la que vas a poder saber todos los detalles necesarios para apostar correctamente en el póker.

Cómo se apuesta en el póker

A continuación vas a descubrir cuales son las formas o tipos de apuestas en el póker, pudiendo serte útil tanto cuando juegas con tus amigos de manera presencial, o si te has decidido a echar una partida de póker online.

Lo primero que debes de saber de cómo se apuesta en el póker es a pasar o subir. Esto es algo muy sencillo puesto que, como su propio nombre indica, cuando te toque apostar, según el orden de las apuestas póker que te haya tocado, podrás o pasar, retirándote en ese momento de la partida o subir la apuesta. Para saber jugar bien al póker, debes de comprender que aquella persona que pasa no es ni mucho menos un perdedor, sino que, el que realmente va a perder será aquella persona que decida seguir subiendo a pesar de no contar con la mano ganadora y sabe que está apostando a ciegas, es decir, que no va a llevarle hacia ninguna parte.

Se podría decir que es una estrategia de las más básicas que existen y por lo tanto, es utilizada tanto por expertos como también los iniciados, pero como hemos comentado, es necesario para saber como se apuesta en el póker que se tenga en mente que es mejor retirarse a tiempo que perder todo tu dinero.

Pasar y subir para aumentar las ganancias

A veces el subir una apuesta no se realiza con la finalidad de seguir jugando tus cartas dándole un poco de emoción a la partida, sino que tienes claro que con tu mano vas a ganar y que el resto no va a poder hacer nada contra ti. Se podría decir que es una manera de dar un golpe sobre la mesa, por lo que es posible que muchos se retiren y pasen de seguir jugando, pero otros piensen que te estás tomando un farol y por lo tanto seguirán apostando. Esto puede provocar que al apostar mucho más dinero, cuando se levanten las cartas se compruebe que, efectivamente, tu llevabas la mano ganadora y no el resto, ganado más dinero en el bote.

Un fallo muy habitual es aquel en el que piensas que tienes una buena mano, pero no has calculado bien tus jugadas y la de tus contrincantes, llevándose la mano al final uno de ellos, habiendo tú subido mucho más.

Sobre apuesta de póker

Muy similar a lo que hemos hablado anteriormente, sin embargo, puede tener muchos usos esta apuesta que consiste principalmente en subir más de la cuenta la apuesta, con el fin de o bien, asegurarte de que vas a ganar la mesa puesto que quieres terminar rápido haciendo que el resto de jugadores pasen o porque tienes una mano ganadora que con total seguridad es la que va a marcar la diferencia. También se puede ser utilizado como farol, y son muchos los expertos que realizan las sobre apuestas en el póker, sin embargo hay que tener en cuenta que no se debe abusar demasiado de esta táctica puesto que pueden descubrirla al poco tiempo. Lo ideal es hacerla siempre casi al final de la partida, antes de descubrir la quinta carta en el Texas Hold’em.

Orden de apuestas póker

Para que puedas saber como es el orden de apuestas póker, vamos a poner como ejemplo el póker Texas Hold’em puesto que es uno de los que más habitualmente se juega en todo el mundo y que, por lo tanto, seguro que vas a echar unas buenas partidas con tus amigos o con el póker online.

Lo primero que tienes que saber que en la mesa debe de haber un dealer, es decir, una persona que se encargará de repartir todas las cartas del juego. En las partidas más serias como en los torneos o incluso cuando se juega con dinero real, el dealer siempre va a ser el mismo, sin embargo el orden de los que reciben las apuestas ciegas y que se encuentran a la izquierda de la persona que reparte serán diferentes. A la primera persona que se encuentra sentado a la izquierda del dealer se le va a dar la denominada ciega pequeña, mientras que al siguiente se le dará la ciega grande, siendo en este caso el valor doblado de la ciega pequeña. De esta manera, si la ciega pequeña cuenta con un valor de 1 dólar, la ciega grande tendrá el doble o lo que es lo mismo 2 dólares.

En el caso de las apuestas ciegas pequeña y grande, se realizarán en todo momento sin que se pueda descubrir ninguna carta ni tampoco repartir, por lo que es importante tener estas apuestas claras para que se dé comienzo la ronda, de lo contrario el jugador no podrá empezar y tendrá que retirarse. El sentido de juego será hacia la izquierda, siendo primero la ciega pequeña, luego la grande y seguirán de esta manera los jugadores que se encuentran a la izquierda de la ciega grande debiendo de llegar al final al dealer, momento en el que se empezarán a repartir las cartas a los jugadores.

Cuando se comienza una partida, puede realizarse diferentes acciones, como fold, que es retirarse de la mano que se tiene. Check, que se podría decir que es pasar siempre y cuando no se haya hecho ningún tipo de apuesta. Bet, que es la primera apuesta que se realiza en la mesa. Call, refiriéndose a apostar el mismo valor que la apuesta más alta de esa ronda. Raise, que será una subida de la apuesta que está en ronda en ese momento. Por último y más arriesgado está el All in, que es apostar con todo.